Gota

Phytophthora infestans (Mont.) De Bary.

La enfermedad se presenta con mayor regularidad en las hojas y tallos. Las hojas inicialmente desarrollan bordes de color verde oscuro, que posteriormente derivan en una coloración negruzca. En condiciones de alta humedad, bajo estas lesiones aparece un moho blanquecino en el envés de las hojas. En condiciones más secas, la coloración es café y se seca rápidamente. En tallos, las lesiones pueden desarrollarse por infección directa o por extensión a partir de las hojas, en los pecíolos y los tallos, donde se expanden longitudinalmente. Los tallos infectados se debilitan, pueden tener un colapso y morir de la lesión hacia arriba. En el caso de los tubérculos, estos presentan una decoloración en la superficie de la piel. Bajo esta sintomatología es posible observar con distintos grados de incidencia o profundidad, lesiones de color café cobrizo, las que usualmente son invadidas por organismos secundarios como bacterias, creando pudriciones blandas que son fáciles de reconocer por el mal olor.

Share on facebook
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on twitter
Share on linkedin
  • Detección
  • Perjuicios

SINÓNIMO: Peronospora infestans
ORDEN: Peronosporales

Gota, tizón tardío, gota de la papa, gotera, mildiu de la papa.
Es una de las más importantes enfermedades fungosas que se reportan en los cultivos de tomate y papa. Afecta las hojas, los tallos y los frutos. En el follaje puede aparecer en cualquier fase del desarrollo del cultivo, manifestándose las lesiones inicialmente en forma de pequeñas manchas negras, que crecen con rapidez. Este hongo presenta una rápida dispersión, de manera que si no se controla a tiempo, las pérdidas pueden llegar a ser cuantiosas. En Colombia P. infestans es una de las enfermedades más importantes en el cultivo de la papa, debido a las excelentes condiciones ambientales que favorecen su desarrollo y diseminación. Es uno de los patógenos más conocidos en afectar a las solanáceas causando pérdidas entre 40 y 70%. Fue el causante principal de la gran hambruna irlandesa de 1845 a 1849 y de la gran hambruna escocesa de 1846 a 1857. El tizón tardío o mildiu de la papa arrasó con cultivos enteros y provocó la muerte de 2.000.000 de europeos, la mitad en Irlanda, así como grandes corrientes migratorias a los Estados Unidos y otros países.
El origen de Phytophthora puede ser México o los Andes. Esta enfermedad se presenta con más frecuencia en las zonas productoras de papa. Es la más peligrosa y destructiva para este cultivo ya que, al presentarse condiciones favorables para su desarrollo, puede en pocas horas causar la defoliación y muerte de las plantas. Los daños, en caso de ataque, dependen del nivel de resistencia de la variedad utilizada. La gota se ha detectado en cultivos ubicados en el departamento de Antioquia, Atlántico, Boyacá, Caldas, Cundinamarca, Nariño, Quindío, Risaralda, Tolima y Valle del Cauca.
En el campo la enfermedad empieza a manifestarse normalmente en las zonas con exceso de humedad.Las primeras lesiones en las hojas y tallos se manifiestan como pequeñas manchas negras, que se agrandan progresivamente hasta producirse lesiones que progresan desde el ápice y los bordes de la hoja hacia su centro. Inicialmente, los tejidos infectados son edematosos, de color verde grisáceo, pero se vuelven necróticos de color marrón o negro en unos pocos días. Muchas veces, alrededor de las lesiones es posible observar un halo de color verde claro.Los tubérculos infectados presentan pequeñas manchas pardas sobre la epidermis, de forma irregular, deprimidas y que toman un color algo azulado o violáceo. Al cortar el tubérculo resalta un color pardusco en correspondencia con las lesiones.

En el fruto el patógeno cubre rápidamente la superficie del fruto, tornándose irregular; dependiendo de las condiciones ambientales las lesiones pueden cambiar de color castaño a negro y presentar manchas irregulares de tejido acuoso.

Temperaturas moderadas, entre 17 y 25 ºC siendo la óptima de 18 a 22 ºC, durante 8 a 10 horas. El desarrollo de la enfermedad está favorecido por la humedad elevada (lluvia, rocío, riego o humedad relativa mayor de 90 %). Altitudes de 3.800 msnm y alturas Andinas 4.000 hasta 4.500 msnm.
Hojas, tallos y frutos, y ocasionalmente tubérculos en el cultivo de papa.
El micelio del hongo produce esporangióforos ramificados de crecimiento indeterminado y en sus extremos se forman los esporangios papilados. Los esporangios germinan casi siempre por medio de zoosporas (en número de 10 a 20) a temperaturas entre 12 y 15ºC; si la temperatura es superior a 20ºC, los esporangios germinan directamente al producir un tubo germinativo, provocando un solo punto de infección y una sola lesión. En estas condiciones un ciclo generacional de P. infestans puede ser tan breve como 3-5 días. El tubo germinativo de los esporangios o de las zoosporas forman apresorios y mediante la hifa infectiva penetran principalmente por las células adyacentes a las células oclusivas de la estoma. También pueden penetrar la pared periclinal de las células epidermales y formar un micelio intercelular.Al cabo de unos cuantos días (4 días en condiciones óptimas: temperaturas moderadas y alta humedad) después de haberse producido la infección, emergen nuevos esporangióforos a través de los estomas y producen numerosos esporangios que infectarán otras plantas. Después del desarrollo del patógeno en los tejidos de la planta, se produce una nueva generación de esporas si se mantienen condiciones de humedad elevada durante 7 a 10 horas. Los esporangios maduros que se forman en los esporangióforos se desprenden y son diseminados fácilmente por el viento, agua, medios mecánicos u otras formas, se depositan sobre nuevos tejidos e inician sucesivas infecciones.

Papa, tomate, lulo, pepino, berenjena, tomate de árbol, entre otras plantas cultivadas de la familia de las solanáceas.

Puede afectar al cultivo de la papa en todas sus fases fenológicas: emergencia, floración, fructificación, etc.

El control cultural involucra todas las actividades que se realizan durante el manejo agronómico del cultivo:

1. Selección de variedades resistentes: materiales más resistentes deberían utilizarse en zonas o épocas muy favorables a la enfermedad, y variedades susceptibles se pueden utilizar cuando las condiciones son menos favorables. En ambos casos habrá que estar atento a la aparición de la enfermedad, en particular cuando los cultivos se desarrollan bajo riego aéreo, condición que favorece su aparición y severidad.

2. Seleccionar el terreno para el cultivo: este debe tener un buen drenaje y adecuada ventilación para evitar acumulación de humedad en el follaje y el suelo.

3. Control de malezas: en lotes pequeños se pueden eliminar cuidadosamente las malezas de forma mecánica, quitando las hojas infestadas.

4. Aporques: realizar aporques para evitar o disminuir el contacto de los tubérculos con los esporangios.

5. Riego: evitar los riegos excesivos por inundación o aspersión, estos crean condiciones favorables para el patógeno.

6. Cosecha oportuna: realizar cosechas oportunas y evitar realizar labores culturales bajo condiciones de humedad, porque estas favorecen la diseminación de la enfermedad.

7. Eliminación de frutos o tubérculos descartados: después de la cosecha se recomienda recoger todos los frutos o tubérculos descartados, y utilizarlos como fuente de alimento para animales, o en su defecto quemarlos.

Descripción

PRODUCTOS RECOMENDADOS

Top

Tipo de Producto